11 de mayo de 2022 3:20 pm | ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN 27 de mayo de 2022 4:16 am

La Iglesia Católica ha atendido a más de 4 millones de españoles durante la pandemia

Marta Gómez

Imagen referencial. Crédito: Pixabay / Dominio público.

La Conferencia Episcopal Española (CEE) ha hecho pública esta mañana su Memoria de actividades de 2020, año marcado por la pandemia del Covid-19, donde más de 4 millones de personas fueron atendidas por la Iglesia.

La Iglesia Católica recibe cada año, a través de los contribuyentes que marcan la “x” en la declaración de la Renta, el 0.7% de sus impuestos. Es una opción personal y voluntaria que cada ciudadano decide marcando la casilla 105 a favor de la Iglesia y que supone, de media, el 23% de la financiación total de la Iglesia en España.

El importe recaudado en 2020 fue de 297,68 millones de euros, lo que marca un incremento del 5.64% con respecto al año anterior, y es la segunda mejor recaudación desde el inicio de la Asignación Tributaria en 2007.

Mons. Luis Argüello, secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE), explicó que "sin las aportaciones de los contribuyentes, la actividad de la Iglesia no sería posible".

“Quiero dar gracias por las aportaciones personales, tiempo, voluntarios, consagrados, personas que trabajan en Cáritas, Manos Unidas, Ayuda a la Iglesia Necesitada, otras organizaciones y asociaciones y a la sociedad española en su conjunto”, dijo.

La directora de la Oficina de Transparencia de la CEE, Ester Martin, señaló que ”durante 2020 la Iglesia trabajó de forma callada, e incluso a veces en la sombra pero no dejó de atender las necesidades de las personas desplegando 680 nuevas acciones asistenciales, sanitarias, educativas y pastorales o de acompañamiento motivadas por el Covid-19”,

Durante 2020, los 9.222 centros de apoyo social que tiene la Iglesia, sirvieron para atender a un total de 4.030.871 personas

En España fueron atendidos 1.168.675 benefiiciarios, personas enfermas crónicas y discapacitados repartidos entre las 976 casas de ancianos, centros socio–sanitarios, ambulatorios, hospitales y dispensarios que dependen de la Iglesia.

En este sentido, los 8.246 centros socio-asistenciales atendieron a 2.862.196 personas para mitigar la pobreza, asistencia a inmigrantes, promover el trabajo, defensa de la vida y la familia,  atención a menores y tutela de la infancia, rehabilitación de drogadictos, mujeres víctimas de violencia y de trata y centros de asesoría jurídica.

La actividad asistencial que llevó a cabo la Iglesia en empleo, familia, igualdad y violencia de género, infancia, juventud, menores, inclusión social, adicciones, apoyo a la inmigración y a la pobreza, le ahorró 589.629.655 millones de euros en gastos al Estado.

El dinero gastado por la Iglesia Católica en actividades asistenciales fue mayor que el de la tercera comunidad autónoma española.

Por otra parte, la actividad educativa que desarrolló la Iglesia en 2.419 centros concertados supuso un ahorro al Estado de 3.895 millones de euros, y dio servicio a más de un millón y medio de alumnos.

En España hay 2.558 centros de iniciativa católica de los que 2.419 son concertados. En ellos se atienden 1.525.215 alumnos (1.438 más que en 2019) y trabajan 133.770 personas, de los que 108.920 son docentes.

La actividad educativa supone un ahorro al Estado de 3.895 millones de euros. Entre estos centros, la Iglesia sostiene 423 centros de educación especial que atienden a 40.118 alumnos

3.255.031 alumnos eligieron la asignatura de religión en 2020 siendo impartida por 40.118 docentes.

Durante el año de la pandemia y debido al confinamiento y el cierre de miles de templos por las restricciones sanitarias, se cancelaron miles de celebraciones sacramentales.

Así lo explica Mons. Argüello: “Estuvimos varios meses con los templos cerrados y además recuerdo que era temporada alta de algunas de las celebraciones eclesiales”.

El Prelado señaló que la pandemia en 2020 afectó tanto los días de la Semana Santa como “los meses de participar en la Eucaristía por primera vez, celebraciones de matrimonio. El sacramento de la Confirmación fue aplazado para el año siguiente”.

“No solo estuvimos cerrados varios meses sino que cuando luego se reabrió fue en muchos casos con fuertes limitaciones de aforo”, recordó.

Aún así, durante 2020, 12.679 parejas contrajeron matrimonio y 29.627 personas recibieron la unción de enfermos. Además se realizaron 100.222 bautizos, 161.950 niños recibieron la primera comunión y 79.447 jóvenes fueron confirmados en la fe.

Más de 41 millones de horas fueron invertidas por seglares, religiosas y sacerdotes asistiendo en catequesis y actividades pastorales durante 2020.

En relación al mantenimiento y conservación del patrimonio, la Iglesia dedicó en 2020 más de 52 millones de euros a 471 proyectos de construcción y rehabilitación. En los últimos 8 años empleó 511 millones de euros en el cuidado y conservación del patrimonio.

En España se celebran 9.563.000 misas al año. Acuden a recibir la Eucaristía con regularidad más de 8.410.000 personas y el 67.2% de la población se percibe católica.

Los datos presentados en la Memoria de Actividades de la Conferencia Episcopal Española, están auditados por la consultora internacional Price Waterhouse Cooper.

Etiquetas: Iglesia en España, Renta, Conferencia Episcopal Española, CEE