31 de agosto de 2021 3:26 pm

Joven sacerdote: 1000 veces volvería a renunciar al mundo para seguir a Jesús

Por Harumi Suzuki

El P. David Michael Moses, uno de los sacerdotes más jóvenes de la Arquidiócesis de Galveston-Houston (Estados Unidos) subrayó que volvería a abandonar lo que le brinda el mundo para seguir a Cristo.

“Elegir a Jesús primero, sin probar lo que ofrece el mundo. Lo haría de nuevo 1000 veces más, porque cuando renuncias a tus ‘mejores años’ en el mundo, obtienes años increíbles como sacerdote”, remarcó en su cuenta de Facebook.

En la red social, el P. Michael relató que junto al P. Joseph White ingresaron al seminario a los 18 años, por lo que la mayoría de personas les preguntaban: “¿Por qué no disfrutas un poco de tu vida? Siempre puedes elegir ser sacerdote más tarde”.

El sacerdote subrayó que es un don ser llamado por Jesús a una edad temprana, el ser convocado a “abandonar todo lo que podría llegar a ser en el mundo y apostarlo todo en Cristo”.

En los comentarios de la publicación, el P. White, que actualmente tiene 26 años, indicó que lo volvería a hacer 1001 veces más.

Según señala la página de la parroquia católica Saint Faustina, el P. Michael creció en Nassau Bay en Texas, junto a sus cinco hermanos. Comenzó la universidad a los 14 años y se graduó a los 18 de la Universidad de Houston-Clear Lake con un título en Humanidades.

“Fue aceptado en la Facultad de Derecho de la Universidad de Houston, pero finalmente fue llamado al sacerdocio e ingresó al seminario de la Arquidiócesis de Galveston-Houston”, remarcó la parroquia.

Luego de estudiar Filosofía en Holy Trinity Seminary en Dallas, regresó a Houston para seguir su formación en el St. Mary's Seminary. El sacerdote también ha desarrollado su talento en la música dando una serie de “Conciertos para la vida”, donde recaudó más de 400 mil dólares para agrupaciones provida de la ciudad.

En el año 2014, el P. Michael fue asignado a la iglesia Saint Faustina y fue ordenado sacerdote a los 25 años el 1 de junio de 2019.

En una entrevista para la Arquidiócesis de Arquidiócesis de Galveston-Houston días antes de su ordenación sacerdotal el 5 de junio de este año, el P. White indicó que el creció en una “familia muy devota, y la idea de predicar acerca de Jesús estuvo presente durante mi niñez”.

El sacerdote también fue asignado a la Iglesia Saint Faustina, donde sirve a los fieles junto al P. Michael.

En un video, el P. White relató que ingresó al seminario ni bien terminó el colegio, y luego de cuatro años de preparación, fue enviado a Roma a estudiar teología en la Pontifical North American College.

El sacerdote señaló que su decisión de dedicar su vida a Dios llegó como inspiración en la oración y resaltó que durante su secundaría decidió orar diariamente para ser un buen cristiano.

“Si quería convertirme en un buen católico, Jesús debía ser mi mejor amigo, y los amigos hablan todos los días”, remarcó.

Por ello, el P. White empezó a realizar su oración todos los días en la capilla, y aunque a veces eran cinco minutos y otras 20, era un momento para conversar con Dios y conocer qué era lo que Él quería para su vida.

“A través de este tiempo de oración, fui recordando varios momentos de mi vida, algunos retiros donde el Espíritu Santo me inspiró a ser sacerdote, pero no le había dado tanta importancia”, señaló.

El consagrado resaltó que Dios fue quién lo animó a meditar sobre estos momentos y sobre las palabras de sus padres, que siempre le indicaban que lo importante era que él siguiera lo que Dios quería para su vida.

“El Señor reveló lentamente que me estaba invitando a convertirme en sacerdote, a entrar en el seminario”, indicó.

El P. White subrayó que realmente desea dedicar su vida a servir a la Iglesia y llevar más personas a Dios.

Etiquetas: Estados Unidos, sacerdote, testimonio, joven católico, testimonio católico