28 de mayo de 2015 6:45 pm

¿Las clases de religión son un privilegio católico en España?

Por Blanca Ruiz

Mons. Demetrio Fernández, Obispo de Córdoba. Foto: Facebook Mons. Demetrio Fernández.

El Obispo de Córdoba (España), Mons. Demetrio Fernández, ha recordado en su carta semanal la importancia de matricularse en la asignatura de religión en los cursos de primaria y secundaria. Ha subrayado que "no es un privilegio de los católicos" sino un "reconocimiento de un derecho a la libertad religiosa".

Mons. Fernández ha explicado que "la clase de Religión te enseña a ser mejor discípulo de Jesús, a conocer tu historia religiosa, a comprometerte en la vivencia de una auténtica vida cristiana, a ser solidario con el amor de Cristo con todos los desfavorecidos de la tierra" y ha subrayado que sería una "incoherencia" no apuntarte a clase de religión si eres católico”.

Ante el alto porcentaje de padres y alumnos que piden apuntarse a la clase de Religión, tanto en centros públicos como concertados, el Obispo afirma que se trata de "un referéndum, que año tras año revalida esta elección".

"Contrasta este altísimo porcentaje de peticiones con la cantidad de pegas (dificultades) que encuentran los padres y los profesores para cumplir este sagrado deber, que es un derecho reconocido en la legalidad vigente, en la Constitución española y en las leyes", afirma.

A pesar de las dificultades que se tiene para impartir esta asignatura, más del 90 por ciento en primaria y más del 70 por ciento en secundaria piden cursarla.

"Tener clase de Religión católica en la escuela no es ningún privilegio de los católicos. Es sencillamente el reconocimiento de un derecho a la libertad religiosa, que incluye la libertad de enseñanza, y asiste a los padres al elegir el tipo de educación que quieren para sus hijos", subraya el Prelado, ya que "la responsabilidad de la educación corresponde en primer lugar a los padres".

En ese sentido ha precisado que "un Estado aconfesional no significa un Estado que ignora la Religión, y menos aún un Estado que la persigue o pretende eliminarla" y ha explicado que "el Estado aconfesional no tiene como oficial ninguna religión, pero respeta todas dentro de una legalidad de convivencia, e incluso contribuye a su pervivencia".

Según el Obispo, "en España más de un 90 por ciento de ciudadanos se confiesan católicos" y también ha apuntado que "la presencia de la Religión en la escuela no hace daño a nadie, y beneficia a todos los que la eligen".

La elección de la asignatura para el próximo curso escolar se realiza en las próximas semanas, de ahí la insistencia del Obispo que recuerda "que ser católico no es cosa de nombre".

A los profesores de religión, Mons. Fernández también les animó "a ser testigos con vuestra vida, con vuestra profesionalidad y vuestra competencia ante estos niños y jóvenes que se os confían". "La Iglesia y los padres de estos niños os lo agradecemos", apuntó.

Lee la carta completa de Mons. Demetrio Fernández aquí

Etiquetas: Libertad religiosa, Mons. Demetrio Fernández, Iglesia en España, Educación religiosa