Carmelitas Descalzas anuncian cierre de monasterio por falta de vocaciones

Imagen referencial. Crédito: Diócesis de Valparaíso.

, 20 Jul. 19 / 05:20 pm (ACI Prensa).- Las Carmelitas Descalzas del Monasterio del Sagrado Corazón de Jesús y del Inmaculado Corazón de María en Viña del Mar (Chile) comunicaron el cierre de la comunidad por falta de vocaciones.

Las religiosas expresaron su gratitud a Dios “por toda esta historia de 130 años a Su servicio en la que hemos sido testigos de Su fidelidad y también del amor y preocupación de la Iglesia, sus sacerdotes que nunca nos faltaron y de tantos amigos, bienhechores y laicos que de uno u otro modo nos han acompañado”.

Sin embargo, tras el fallecimiento de la Madre Priora Cristina de María, el pasado 14 de mayo, la comunidad carmelita la conforman solo cinco hermanas, “algunas muy frágiles de salud”, describe el comunicado emitido el 16 de julio.

“Con mucha pena estamos viendo desde hace algún tiempo cómo se fue reduciendo el número de hermanas en nuestra comunidad”, expresaron.

“Al ser tan pocas hermanas la comunidad perdió la autonomía vital siendo imposible vivir la vida fraterna y litúrgica que la Iglesia nos pide. Desde hace varios meses venimos asumiendo esta realidad. Con la muerte de la madre se hizo más claro que no podemos seguir, ya que con el número de monjas que somos no podemos convocar a elección de nueva priora”, aseguraron.

En este proceso “hemos sido muy acompañadas y sostenidas por nuestra Asociación de Carmelitas de Chile. Con su ayuda estamos haciendo un proceso tranquilo y amable hacia el cierre definitivo del Monasterio”. 

En ese sentido cada religiosa ha optado “con calma y libertad” por el lugar donde será destinada. “Ha sido una decisión dolorosa pero necesaria”, expresaron.

“Ciertamente estamos muy tristes por tener que dejar este lugar y a todos ustedes, pero la vida de la Carmelita se juega en el corazón de Cristo y en Él nos llevamos toda la historia tejida en este lugar, la vida de nuestra querida iglesia diocesana y los muchos rostros y nombres que nunca se borrarán”, añadieron. 

“Nuestra vida sigue entregada a la Iglesia y al mundo desde donde estemos y viviendo unidas a Jesús, seguimos cerca unos de otros”, manifestaron las religiosas.

La comunidad explicó que el monasterio, propiedad de la Orden del Carmelo, será custodiado por el Consejo de la Asociación hasta que la Santa Sede determine el cierre definitivo.

En tanto, para la Diócesis de Valparaíso, lugar donde se ubica la casa de oración, aún queda el Monasterio de la Santísima Trinidad de Lagunillas, “por lo tanto, sigue vivo el Carmelo en la Quinta Región” de Chile, manifestaron.

El Monasterio del Sagrado Corazón de Jesús e Inmaculado Corazón de María nació con la llegada de las primeras religiosas el 22 de junio de 1889.

A lo largo de la historia, la comunidad vivió la guerra civil de 1891, el terremoto de 1906, y un incendio en 1911, entre otras vicisitudes. Sin embargo, siempre contaron con numerosas vocaciones que les permitió incluso fundar otros conventos en aquella época.

Etiquetas: Chile, Vocaciones, monasterio, Carmelitas, vida religiosa, Carmelitas Descalzas, Diócesis de Valparaíso