Cargando...

Campaña de aborto de falsas católicas manipula Código Canónico, denuncia Obispo en México

Mons. Felipe Arizmendi, Obispo de San Cristóbal de las Casas (México)
Mons. Felipe Arizmendi, Obispo de San Cristóbal de las Casas (México)

MÉXICO D.F., 10 Jun. 10 / 01:24 pm (ACI).- El Obispo de San Cristóbal de las Casas, Mons. Felipe Arizmendi, llamó a los mexicanos a no caer en la campaña de la organización abortista autodenominada "Católicas por el Derecho a Decidir (CDD)", que manipula tendenciosamente el Código de Derecho Canónico para hacer creer que "la Iglesia no condena el aborto en muchos casos".

En un comunicado, el Prelado se sumó al llamado de la Arquidiócesis de México para que los fieles no caigan en el juego de esta organización que, tomando el nombre de "católica", ha iniciado una campaña publicitaria para confundir a los fieles y "animar a las mujeres a abortar".

Mons. Arizmendi advirtió que las CDD han interpretado tendenciosamente el canon 1323, que "contiene una serie de atenuantes, que exoneran no del pecado, sino de la pena impuesta por la legislación eclesiástica".

"¿Este canon exime del pecado del aborto? No", advirtió el obispo. "Cuando es libre y conscientemente provocado, el aborto es un acto intrínsecamente malo; es malo en sí mismo, pues es privar de la vida a un ser humano, inocente e indefenso, que no es un injusto agresor. Puede haber exención de la pena de excomunión, pero no del pecado", explicó.

Mons. Arizmendi recordó que el Código de Derecho Canónico, en su canon 1398, advierte que "quien procura el aborto, si éste se produce, incurre en excomunión latae sententiae" (automática, sin juicio eclesiástico).

"Esta pena se aplica a quien provoca un aborto, lo pide, lo aconseja, lo ejecuta, y a quien colabora; no cuando es espontáneo, involuntario. La excomunión consiste en que no se pueden recibir los sacramentos ni otros servicios religiosos, sobre todo la confesión y comunión eucarística, si antes no reciben la absolución del pecado y la liberación de la pena, cosa que sólo puede hacer el obispo y algunos sacerdotes a quienes él faculta", indicó.

Por ello, criticó que las CDD, grupo que no es reconocido por ningún episcopado del mundo, esté manipulando el derecho eclesiástico para sacar réditos a su favor; recurriendo para ello a los fondos que la ONU y otras organizaciones internacionales les entregan para difundir el falso "derecho" al aborto.

Mons. Arizmendi llamó a no dejarse impresionar "por una publicidad mañosa". Indicó que el fiel que desea ser en verdad católico, debe tomar en cuenta lo que dice la Iglesia y no los falsos católicos. "El demonio es el padre de la mentira, y su extirpe se prolonga en quienes tergiversan la verdad. ¡Qué cinismo y desvergüenza aducir una ley de la Iglesia Católica para apoyar sus campañas abortistas!", denunció.

"Si quiere ejercer su derecho a decidir, sus decisiones deben ser acordes con la Palabra de Dios, que prohíbe matar a un ser humano, por pequeño que sea. Si decide ser miembro de nuestra Iglesia, debe acatar nuestra interpretación de nuestras leyes; de lo contrario, sus decisiones serán muy suyas, pero no serán católicas", afirmó.

El texto completo de Mons. Arizmendi está en http://www.cem.org.mx/secciones/diocesis-y-prelaturas/3125-canones-1323-y-1398.html 

Videos destacados

Publicidad Adslivemedia.com
(¿Qué es esto? / Reportar anuncio inadecuado)